Terapias Alternativas

Contacto

La Microdosis es una forma de curación a través de sustancias medicinales en muy pequeñas cantidades ya sea de origen vegetal, animal o químico disueltas en un vehículo hidroalcohólico.

La efectividad de la Microdosis ha sido comprobada científicamente por médicos de países como Cuba, México, Italia y Argentina. Se han realizado numerosas investigaciones sobre el funcionamiento de la Microdosis; es una terapia comprobada científicamente. Ha sido comprobado en hospitales oficiales en Cuba. En México se ha fortalecido la difusión de las Microdosis con los cursos, diplomados y posgrados que se imparten en instituciones de prestigio de educación superior como la de Chapingo, de Morelos, la UNAM o el Politécnico donde se imparten cátedras como parte de asignaturas obligatorias en las carreras de medicina y veterinaria.

Se administra a través de gotas en las terminaciones nerviosas del organismo, principalmente sobre la lengua. Actúa a través del sistema nervioso central, estimulan las terminaciones nerviosas hasta llegar al hipotálamo y de ahí a la corteza cerebral desde donde descienden las señales nerviosas hasta las terminaciones efectoras curativas.

La Microdosis no es homeopatía, se basa en la ley de los contrarios, es medicina alópata aunque también puede ser utilizada con herbolaria y/u organoterapia. De mil a quince mil menor que la cantidad normal de sustancia administrada por otras terapias. El espectro de actuación de las sustancias se amplia en Microdosis así como la rapidez de su efecto.

Las principales ventajas de la Microdosis son que al ir directamente a sistema nervioso central actúa más rápido que cualquier otra terapia y por el mismo motivo no daña a órganos como riñones o hígado (el 80% de los medicamentos se quedan en los órganos), no provoca adicción. Pueden administrarse simultáneamente varios tratamientos al paciente. Finalmente se trabajan fitocomplejos, es decir no sólo una parte de la planta sino toda ella (raíz, tallo, hoja, flor, fruto, corteza etc.) Lo cuál hace que se mezclen todas sus propiedades y no trabaje solo alguno de los elementos de la planta, por lo cual no genera efectos secundarios.

El descubridor de Microdosis es el Dr. Eugenio Martínez Bravo nacido en Veracruz, México. Médico cirujano por la UNAM titulado en 1950, organizador de varios centros del IMSS. Conferencista internacional de la terapia de Microdosis. Profesor emérito en Cuba. Autor de numerosos libros y publicaciones.

Las microdosis pueden ser aplicadas en una gran cantidad de padecimientos, Endocrinos, Padecimientos renales, hepáticos, circulatorios, dermatológicos, osteoartríticos, neurológicos, en pacientes geriátricos,problemas de comportamiento,en terapias anti cancerígenas